La naturopatía forma parte de la gran variedad de técnicas que constituyen la medicina alternativa. Ésta es una terapia basada en los medios naturales que intentan prevenir la enfermedad y recuperar el estado de salud potenciando las capacidades de autocuración. El objetivo principal es la eliminación de sustancias nocivas extrañas y perjudiciales que se encuentran en el organismo, tales como desechos o toxinas; y en su lugar aportar las sustancias útiles y sanas como vitaminas, minerales o nutrientes para depurar y regenerar los tejidos. De esta manera se consigue estimular la capacidad curativa innata del organismo y se facilitan los mecanismos de equilibrio para alcanzar un buen estado de salud.

Esta terapia se fundamenta en realizar cambios en el estilo de vida y nutrición, empleándose una amplia variedad de productos naturales, técnicas, manipulaciones, ejercicios físicos y masaje.

Una vez más, el pilar fundamental de esta terapia es considerar al cuerpo humano como una unidad orgánica, es decir, se basa en una visión holística.